Soy provida y ¿Tú?

La vida humana es un regalo, un derecho esencial que debe ser respetado y protegido desde la concepción y en todas sus etapas. La defensa de la vida no admite excepciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *